Con esta tecnología tienes la tranquilidad de que ningún software malicioso va a afectarte. Ya quieras proteger un servicio publicado en la web, que quedaría aislado de las posibles amenazas en los terminales de usuario, o la navegación de tus empleados, ya que ningún malware existente en internet va a poder penetrar en tu organización.